En esta sección vamos a cuestionar algunos mitos muy extendidos sobre esta generación, pero que gozan de poca base científica.

1# Los Millenials son una generación egoísta. Tendemos a confundir egocentrismo con egoísmo. ¿Acaso no es esta la generación de la Economía Colaborativa? ¿Acaso no están adoptando un consumo mucho más responsable, llegando a influir en otras generaciones?. Algunas empresas asocian erróneamente su negativa a pagar por ciertos servicios, con la piratería musical y el infinito abanico de aplicaciones gratuitas que parecen haberles “malacostumbrado”. Pero lo cierto es que los jóvenes gastan partidas muy importantes de su presupuesto, precisamente, a servicios musicales en streaming y aplicaciones de alto valor. Algunos Millenials afirman haber comprado un modelo de smartphone más caro sólo por tener acceso a determinadas apps. Y todos los estudios apuntan a que se trata de la generación que más gasta en ocio.

.

 

No es verdad que lo quieran todo gratis. Pero no están dispuestos a pagar por “cosas” que no valoran o que no utilizan. No pagan por un álbum de música, pagan por la canción que les gusta. Por eso demandan productos y servicios “Lego”, que les permitan pagar sólo por aquello que valoran. ¿Puede tu producto o servicio descomponerse para desprenderse de todo aquello que no valora tu cliente? Porque aquí entra otra cuestión. Los Millennials son la generación más heterogénea de la historia, y valoran cosas muy diferentes de tu producto, o al menos, de su experiencia de uso.

2 # Los Millenials son más sociales… ¡falso! Es cierto que las redes sociales les han hecho confiar más en los desconocidos, pero las relaciones “digitales” han acabado por desplazar a las relaciones auténticamente “humanas”. Esta generación se siente más sola y aislada que nunca, más dependiente y vulnerable al juicio de los demás. Valoran las experiencias humanas más que nunca, y por supuesto, las marcas que se preocupen por proporcionarlas. Tampoco confían en los mayores ni en las instituciones, habida cuenta de las promesas que han visto incumplidas. Y eso, naturalmente, se extrapola a las marcas. No creen en la publicidad, pero tampoco en las recomendaciones de sus amigos. Eso no quiere decir que no valoren la opinión de otros, al contrario, son incapaces de tomar una decisión de compra sin antes consultar distintas fuentes. Pero al final, la decisión la toman ellos, basándose en su propia intuición y aprendizaje, probando y descartando opciones… y cada vez buscan más asesoramiento experto, independiente y gratuito (bloggers, expertos en una skill muy específica, etc). Esto afecta especialmente a aquellos sectores que no disponen de ese “conocimiento experto” en internet, como por ejemplo, los productos financieros.

3# La generación más preparada… Y sin embargo, las empresas siguen quejándose de la falta de perfiles y skills adecuados. Los métodos pedagógicos no están evolucionando a la velocidad que lo hace el mundo empresarial y tecnológico. Seguimos anclados en el modelo prusiano pensado para la era industrial. No se les están preparando para los desafíos del mundo actual. Y eso hace que apuesten cada vez más por el autoaprendizaje. Su escepticismo les hace desconfiar de los planes de carrera y exigir a sus jefes más que sus generaciones pasadas (mientras que las empresas lo malinterpretamos como una falta de compromiso y/o sacrificio personal). Los Millennials no piensan en el largo plazo, y eso determina cuánto están dispuestos a darte HOY. Lo perciben como un intercambio cada día. “Si aprendo de ti, si respetas mis prioridades y aspiraciones vitales, te daré lo mejor de mi.” Es por ello que no tienen ninguna contemplación a la hora de cambiar de compañía o de emprender. El talento no quiere estabilidad, quiere transformar el mundo. Y si las compañías no les permiten visualizar su impacto en otras personas (algo arduo difícil con la tradicional división del trabajo y especialización de la cadena de valor que siguen imperando en las grandes compañías), buscarán el lugar donde puedan visualizar ese impacto. También tienden a sobrevalorar sus capacidades y potencial (fruto de un feedback sobredimensionado en el entorno familiar y escolar) y son adictos al reconocimiento continuo y directo. Pues bien, todos estos comportamientos como empleados, también se perciben en su faceta como consumidores.

4# La generación más conectada…¿Seguro? ¿Quizás compran más online? Pues compran mucho por internet, pero no están solos: según el INE, en 2013 la mayor parte de las compras online en España las hicieron personas de entre 35 y 44 años (29,4%). Después venían los jóvenes entre 25 y 34 años (28%).

Captura de pantalla 2016-06-02 a las 12.38.11

5# Los Millennials solo quieren comprar a empresas coetáneas a ellos. Pero entonces… ¿porque compran a Coca – Cola (1886), Abercrombie ( 1892), Levi’s (1853), Starbucks (1971), Ray Ban (1937), Lego (1932), ING Direct (1991), Apple (1976)…? Por qué estas empresas, algunas de las cuales se crearon en el siglo XIX, siguen siendo atractivas para esta generación? Porque han apostado por ser “eternamente jóvenes”, como sus clientes.

 

Leer > 10 Insights Relevantes sobre el comportamiento de compra de los Millennials

Categoría :: blog
Etiqueta: