Los 3 Mejores Ejemplos de Cultura Empresarial - IZO

Blog

Los 3 Mejores Ejemplos de Cultura Empresarial

Blog

28-10-2021

Si estas buscando conocer cuáles son las tendencias a nivel de cultura empresarial, estás en el lugar indicado. A continuación, te voy a dar un recorrido por algunos casos que me parecen muy interesante y bajo mi criterio son uno de los grandes ejemplos de cómo abordar una cultura que genere engagement con los colaboradores.

Pero primero me gustaría que ahondáramos sobre un término “cultura empresarial”. ¿Qué es eso que ahora se escucha en las empresas? ¿Cuáles son los beneficios de tener una cultura definida? Aún en esta década nos encontramos con organizaciones que no han sido capaces de revelar el gran significado que puede tener una cultura establecida y cómo esta logra impactar positivamente en la experiencia de los colaboradores y por consecuencia en la experiencia del cliente.

¿Qué es la Cultura Empresarial?

La cultura empresarial podemos definirla como el ADN de nuestra empresa. A través de ella es que vamos a conseguir que nuestros colaboradores se sientan más comprometidos y que su trabajo tenga un sentido. Por eso es importante que la cultura no sea copiada, todo lo contrario, así cómo habemos tantas culturas como países en el mundo, pues lo mismo debería suceder en el ámbito organizacional, porque es lo que te define como empresa.

Sin embargo, hoy quiero compartirte algunos ejemplos de organizaciones que han venido trabajando en su propia cultura y cómo han alcanzado grandes beneficios, te invito a que tomes estos ejemplos como una referencia e incluso como inspiración. Pero recuerda que, si quieres definir o transformar la cultura de tu empresa será necesario realizar un trabajo profundo pero que tanto tú como tus compañeros de trabajo, se sientan identificados en su lugar de trabajo.

Ejemplo 1 de Cultura Empresarial: Caso Salesforce

Ohana_salesforces

Fuente: https://www.leadclic.com/

Su cultura de origen hawaiano ha definido cada una de las acciones y vivencias que se viven dentro de esta organización. Una de las iniciativas que han marcado la vida de todos sus trabajadores es el uso de camisetas hawaianas todos los viernes, para recordar sus orígenes, ya que la tecnológica comenzó sus actividades con un equipo de ingenieros que trabajaban desde casa, aunque hoy en día ya es algo normal, en su momento no lo fue.

Entre sus recuerdos lo vivieron como días con elevadas cargas de trabajo, pero nunca perdieron su esencia, ni su norte que era pasarla bien mientras lo realizaban, haciendo honor a esos grandes días han implementados los rituales de los viernes para recordar que aún hoy pueden seguir trabajando mucho más, pero igualmente siguen pasándosela bien.

A su vez Salesforce ha adaptado ciertas prácticas en su día a día para hacer sentir esa cercanía en su cultura como por ejemplo haciendo uso de algunas palabras hawaianas. Para ellos también es importante construir valor y diferencia a sus colaboradores en base a sus valores como marca, por lo que cada día trabajan para promover la igualdad de genero en la organización, para mayor información visita la página web de Salesforce.

Ejemplo 2 de Cultura Empresarial: Caso Adobe

adobe-logo

Fuente: https://www.adobe.com/

Cuando los líderes de Adobe, quisieron ver cómo se encontraba la organización (varios años atrás), se dieron cuenta del gran déficit que tenían en el servicio de atención al cliente. La empresa había venido experimentado un gran éxito gracias a la creatividad de sus empleados, produciendo y desarrollando siempre productos y servicios nuevos e innovadores, pero on una gran oportunidad de mejora al trato ofrecido a los clientes.

Este déficit se debía a que los principales canales de distribución de los productos de Adobe se hacían a través de retailers, partners, pequeñas empresas tecnológicas y el foco nunca había estado orientando al consumidor final. A medida que su modelo de negocio fue cambiando, la empresa tuvo que ir evolucionando en la forma que interactuaba con sus clientes, impartiendo un trato más directo y transformando la marca.

Para realizar este cambio, Adobe tuvo que sumergir a sus empleados a un mindset más orientado al cliente, partiendo por mejorar la experiencia de sus colaboradores. La en ese entonces vicepresidente senior Donna Morris explicó “nos dimos cuenta de que necesitábamos ser tan grandes para trabajar, como para trabajar para alguien. Y esto requiere un cambio cultural.”

Morris y sus compañeros comenzaron por combinar partes previamente desconectadas de la compañía en una sola. Primero, fusionaron las funciones de soporte por personal y productos de empresas, que antes operaban de forma independiente y pasaron a ser una misma unidad. Realizando este tipo de acciones consiguieron una visión más holística de los clientes a través de la compañía.

Seguidamente, crearon un nuevo departamento que combinara la experiencia de cliente con la experiencia del empleado, haciendo que el soporte que se brinda en el front provenga del departamento de RRHH que a su vez da soporte a los empleados. En aquel tiempo su nuevo rol, consistía en liderar tanto la experiencia del cliente, como la del empleado, la responsabilidad de Morris aseguraba que todos (clientes y colaboradores) tuvieran una experiencia positiva con Adobe.

En el momento del cambio, Morris explicó que su rol era “asegurar el éxito de las personas para que Adobe creciera con ellas. Si son empleados, se traduce en atraerlos, desarrollarlos y ayudarles a crecer. Si son clientes, es exactamente lo mismo”. Con ese nuevo departamento Adobe, buscaba ser capaz de acelerar el expertirse de la compañía en crear excelentes experiencias para sus empleados y a su vez se traducía en una excelente experiencia para los clientes.

“Asegurar el éxito de las personas para que Adobe creciera con ellas. Si son empleados, se traduce en atraerlos, desarrollarlos y ayudarles a crecer. Si son clientes, es exactamente lo mismo”

Finalmente, Adobe transformó por completo su modelo de negocio, abriendo suscripciones a su servicio de cloud-based, y generando una nueva necesidad “ser más ágiles y adaptativos” para conocer las nuevas necesidades de sus clientes. Morris y equipo juzgaron el número de oficinas que tenían en ese momento abiertas, pasando de 80 a 68 oficinas. Su principal objetivo para ese cambio fue el hecho de ganar “proximidad” con su equipo de trabajo, ya que se dieron cuenta que al tener tantas oficinas se podía perder el trato y cultura deseada por Adobe. Sin embargo, no fue una decisión sencilla de tomar, pero definitivamente valió la pena poder consolidar al equipo de forma geográfica.

El cambio organizacional de Adobe fue una decisión estratégica de negocio, algo que muy poco valoran los líderes de hoy en día. Un estudio que hizo la firma de reclutamiento Korn Ferry, reportó que mientras el 72% de los ejecutivos están de acuerdo que la “cultura es extremadamente importante” para las organizaciones, sólo el 32% dice que la cultura es capaz de alinear su estrategia de negocio.

Esta gran desconexión podría explicar el estudio conducido por Bozz Allen Hamilton y el Instituto de Aspen, dónde muestran que la mayoría de los ejecutivos ven a los principales valores y por extensión, su cultura afectando también la reputación corporativa y a su vez el reclutamiento de personal. Mucho menos creen que los valores y la cultura influencia la adaptabilidad de su organización para cambiar condiciones, eficiencia operacional y productividad, manejo de riegos y crecimiento económico. Para ver los resultados de Adobe como Great place to work.

Ejemplo 3 de Cultura Empresarial: Caso Nike

Nike-logo

Fuente: https://www.elperiodico.com/

¿Por qué existimos? Es la pregunta que deben hacerse todas las organizaciones y la que un día se hizo Phil Knight en sus momentos más retadores, pero que luego pudo crear su propia compañía y hoy tener una de las empresas más reconocidas en el mundo de la moda deportiva Nike.

Knight aposto todo por un sueño, haciendo “tratos con el diablo” hipotecando su propia vivienda, pero teniendo claro que su sueño se basaba en dejar una huella en el mundo, porque él “creía en correr” así lo expresó en las memorias de Shoe Dog.

“Yo creo que, si todas las personas salieran y corrieran un par de millas todos los días, el mundo se volvería un lugar mejor, y yo creo que estas zapatillas serán buenas para correr”. Con esta frase podemos identificar que hasta el mismo Phil Knight se dio cuenta de la importancia de tener un propósito y convicciones claras. Una vez definidas podrás movilizar a miles y millones de personas, como hoy en día lo hace la empresa Nike con todos sus clientes.

“Yo creo que, si todas las personas salieran y corrieran un par de millas todos los días, el mundo se volvería un lugar mejor, y yo creo que estas zapatillas serán buenas para correr”

Además de sus clientes, Nike nos ha demostrado la gran capacidad de compromiso que han alcanzado con sus empleados. Todo se debe a que se encuentran alineados con los mismos valores y propósitos de generar un beneficio a todas las personas y sobre todo de construir un mundo mejor. Un claro ejemplo de ello es simplemente observar la evolución que tiene esta empresa en la innovación de productos, cómo cada día se cuestionan lo que han hecho hasta ahora, buscando nuevas soluciones que ayuden a mejorar la experiencia de uso de sus zapatillas y que estas les aporten un valor diferencial a todos sus usuarios.

Hoy ese propósito continua vigente en Nike y lo han denominado su “misión”, lo cual es la fuerza impulsora en su maca y cultura corporativa: “Traer inspiración e innovación a cada atleta* en el mundo. *Si tienes un cuerpo, eres un atleta”.

A su vez Nike ha renovado su tagline, “Just do it” trasladando su misión en un mensaje de marca claro que ha acompañado a miles clientes Nike durante muchos años. La misión y sus principios que denominan “Las 11 máximas” son los que rigen a los empleados de todos los niveles de la empresa, para que realicen cada una de sus actividades y represente a la organización a nivel mundial.

Las 11 máximas que conforman la cultura de Nike son:

  1. Nuestra naturaleza es innovar.
  2. Nike es una empresa.
  3. Nike es una marca.
  4. Simplifica y listo.
  5. El consumidor decide.
  6. Sé una esponja.
  7. Envuelve inmediatamente.
  8. Haz lo correcto.
  9. Domina los fundamentos.
  10. Estamos a la ofensiva, siempre.
  11. Recuerda al hombre (el difunto Bill Bowerman, cofundador de Nike).

PAra más información, puedes visitar la página web de Nike.

Y ya sabes que si quieres mejorar la cultura de tu empresa, no tienes más que escribirnos a hola@izo.es y estaremos encantados de ayudarte en mejorar tu cultura interna gracias a el Employee Experience.

Autora: Bessy Cedeño,

Senior Experience Designer.

0.88